Apuntes (y alguna foto) tras un viaje a Croacia

Como en otras ocasiones, y a modo de telegrama, unas breves notas y algunas fotos sobre el viaje que acabamos de hacer en familia a Croacia. Si te interesa algo más concreto, ya sabes que otra de mis costumbres es recoger lo hecho en un documento de GDrive y compartirlo; o sea, aquí tienes Croacia (breves apuntes tras un viaje en julio de 2017 de sur a norte)

Croacia, 2017

  • El mar Adriático. El mar. Su color y transparencia de las aguas.
  • Pueblos junto al mar como Rongir o Hvar (anda que no hay islas y penínsulas).
  • Bonitas puestas de sol.
  • Turismo. Mucho. Pero a veces te puedes escapar, aunque sea un poco. Claro que en las murallas de Dubrovnik, por ejemplo, los visitantes deben seguir una dirección determinada.
  • En muchos sitios (restaurantes, parkings…) no admiten tarjeta de crédito (ni €, claro). Y puede ser un problema si no llevas cash.
  • Sin problemas para entenderse en inglés: lo habla casi todo el mundo, las cartas suelen estar en inglés... Eso sí, lo de "persons" en vez de "people" lo he visto y oído más de una vez. Castellano, casi nada, excepto en algún cartel en Rijeka. Pero el reggaetón... ese sí, y lo puedes escuchar en cualquier lugar o emisora de radio.
  • Cobran por casi todo ( WC, ducha en la playa, aparcar [además hay zonas peatonales en casi todos los centros históricos] … ). Me llegaron a cobrar 7 kunas por entrar a un baño; casi mejor hubiese sido tomarme la cerveza en el bar de al lado e irme luego al baño.
  • Los parquímetros no suelen admitir billetes, aunque hagan falta muchas monedas → las monedas mayores son de 5 Kn, y en algún sitio costaba 20 Kn/hora.
  • Conducción un poco caótica, por decirlo de alguna manera de los locales (adelantamientos…). Las rayas continuas, las isletas... todo vale si se trata de adelantar.
  • En ocasiones se puede aparcar en la acera, con permiso de la autoridad. Hay muchas personas que lo hacen de todas maneras.
  • Hay poca iluminación nocturna en las calles.
  • Peligros de caídas por resbalones en suelos tipo pavés desgastados.
  • Casi imprescindibles los chapines para ir a las playas (son de piedra, de piedrillas…). La ventaja: que tampoco te llenas de arena. Claro que hay piedrilla incluso en zonas de juego infantiles (como por aquí hace años).
  • Tampoco está de más no olvidar utensilios y equipaje para playa cuando se va de excursión, que hay muchas calitas, playitas… Y hay una especie de tenderetes para cambiarte (con propaganda por lo general) por si tienes que cambiarte (es más fácil que con la toalla, jeje).
  • Hay lugares en ciudades y pueblos (Split, Hvar…) en los que no se puede ir en traje de baño por la calle; incluso advierten de multas por inclumpir la norma.
  • Mucha oferta de excursiones y viajes en barco a las islas a lo largo de toda la costa. Y despistando con lo de información turística; muchas veces son agencias o "vendexcursiones", no las oficinas de turismo "oficiales".
  • No todos conocen el País Vasco... pero un camarero te cuenta que "Aduríz" estuvo de vacaciones por allí. O en el alquiler de coches te dicen que con ese nombre tienes que ser hincha del Athletic... de Bilbao, claro.
  • Hay cervezas locales. Y vino.
  • Debo dar alguna propina digital (aunque luego haga las críticas en Trip Advisor). En cabeza, la cervecera o pivnica en Split "Fensi Smensi", regentada por un afable y enrollado americano.
  • Campos de deporte en lugares poco habituales; como canchas de waterpolo en el mar.
Y también algunas fotos curiosas (las cámaras de los smartphones dan mucho juego; con el "paisaje lingüístico" y los carteles por ejemplo).

Croacia, 2017. Curiosidades

Comentarios

  1. Gracias Iñaki
    Anotado para la próxima vez!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si te interesa, tengo algunos apuntes de otros sitios que he visitado, Marcela ;-)

      Eliminar

Publicar un comentario

Aquí también puedes colaborar tú.
Idatzi ere egin ahal duzu txoko honetan.